• Radio online

Policía confirma que menor murió decapitado al caer del tobogán más grande del mundo

  • Policía confirma que menor murió decapitado al caer del tobogán más grande del mundo

Impactantes son las reveladoras declaraciones de las autoridades que investigan la muerte de Caleb Schwab, el hijo de 10 años de un legislador estadounidense, en el tobogán más grande del mundo, el pasado fin de semana.

 

La tragedia sucedió en parque acuático Schlitterbahn en Kansas City, cuándo el niño disfrutaba de un día familiar.

Ante el brutal accidente, las autoridades han mantenido la información bajo un gran hermetismo, sin embargo policías bajo anonimato y testigos revelaron que el menor habría muerto decapitado, al salir expulsado de la balsa.

Durante el incidente el menor viajaba junto a dos mujeres quienes salieron ilesas pero con múltiples golpes en el cuerpo y rostro.

Testigos que subían las escaleras y otros que esperaban abajo del tobogán de 51 metros de alto revelaron que vieron como las personas que abordaban la balsa, perdieron el control.

“mientras caminaba hacia la cima del tobogán, vi a un grupo de personas aglomerándose en tierra firme”, dijo Kelsey Friedrichsen, visiblemente afectada.

Otro testigo relató que “Una mujer estaba siendo atendida por lesiones en su cabeza. Fue en ese momento cuando mi novio dijo ‘creo que hay alguien más’”.

Luego, el novio de la testigo, Josh Foster, vio a los paramédicos cubriendo el cuerpo del menor fallecido, y a dos mujeres que, aparentemente, no eran familiares del menor, con heridas en su rostro.

“Al parecer el menor salió disparado de su asiento, rebotando de un lado a otro en el tobogán, cayendo finalmente fuera de la balsa” agregó Kelsey.

Invetigaciones detaladas han revelado que este tobogán denominado “loco” en Aleman, fue declarado como inseguro en 2014, por lo cual tuvo que ser remodelado.

Tras el incidente otras personas han contado sus experiencias, dentro de estas una mujer que dijo que su primo de 14 años rodó por el tobogán ese mismo día debido a que el velcro de su cinturón de seguridad se había roto.

 

 

MundoHispánico

Contenido Relacionado

Comentarios: 1

Comentarios